fbpx
Perspectivas Económicas de la OCDE

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) publicó recientemente su Informe Perspectivas económicas, donde analiza las tendencias y previsiones económicas para los dos próximos años. La publicación señala que la pandemia de Covid-19 ha desencadenado la recesión económica mundial más fuerte en casi un siglo y está afectando profundamente la salud, el empleo y el bienestar de las personas en todo el planeta. Con la excepción de algunos países, la pandemia aún sigue en marcha a nivel global, su duración y profundidad son inciertas y esto genera un alto e inusual tipo de incertidumbre para cualquier estimación de la actividad económica y el camino a la recuperación es vulnerable a una nueva ola de contagios. En este contexto, la OCDE plantea dos escenarios posibles, el primero: un rebote de Covid-19 con nuevos confinamientos, el PIB mundial se desplomaría un -7.6 por ciento en 2020. La tasa de desempleo en los países de la OCDE se duplicaría alcanzando un 10 por ciento. El segundo: sin un rebrote, en el que el virus sigue retrocediendo y permanece bajo control, el PIB global se contraería un -6 por ciento este año y la tasa de desempleo de la OCDE aumentaría de 5.4 a 9.2 por ciento, pero en ambos escenarios la recuperación será lenta. 

La OCDE proyecta un panorama más adverso para México, porque la economía se verá afectada por múltiples canales. Destaca que la pandemia empujará a la economía a una recesión más profunda impulsada por la contracción global, el desplome del turismo nacional e internacional combinado con el impacto negativo de la caída de los precios del petróleo y las necesarias medidas de confinamiento para contener la propagación. La economía tendría una caída de -8.6 por ciento si se presentara un rebrote este año. Si se logra detener la propagación del virus, la economía caería alrededor de -7 por ciento y en el segundo semestre empezaría una recuperación del año, impulsada por el consumo y las exportaciones.

Finalmente, reconoce que las medidas fiscales, monetarias y financieras que se han implementado van en la dirección correcta porque han proporcionado apoyo para contener los daños económicos, sin embargo, son insuficientes dada la gravedad de la recesión, en este contexto señala que existe margen para más medidas fiscales y monetarias, entre las que destaca las trasferencias monetarias a los trabajadores formales e informales y conceder una reducción temporal de las cargas tributarias para las Pymes a nivel federal, así como evitar que desaparezcan empresas rentables ya que serán fundamentales para lograr una recuperación del empleo. Respecto a la parte monetaria considera que hay espacio para recortes adicionales en la tasa de interés de referencia para apoyar aún más la recuperación.

Referencias:

https://read.oecd-ilibrary.org/view/?ref=134_134137-jdwxum94tv&title=Perspectivas-economicas-OCDE-junio-2020oe.cd/il/33h

https://read.oecd-ilibrary.org/view/?ref=134_134161-h19mdgk1s8&title=Mexico-SP

https://oecd.github.io/EO-Outlook_chart_3-es/

https://oecd.github.io/EO-Outlook_chart_2-es/

venta boletos